La meditación y sus beneficios adicionales

Mujer practicando yoga.
Mujer practicando yoga.

Muchas personas asocian la meditación como un retiro a lugares naturales para permanecer en silencio y así alcanzar la paz, pero no es así. La meditación es una práctica o entrenamiento mental, mediante la cual se logra desarrollar la atención plena y el optimismo, a fin de gestionar el estrés, la ansiedad y los pensamientos negativos.

Esta práctica es ancestral y se utiliza en el budismo, pero con el pasar de los años la convirtieron en una práctica global que muchos conocen como yoga, para conectar cuerpo, mente y espíritu. Inclusive, se relaciona a la meditación como un descanso mucho más profundo que la que brinda el sueño.

Esta alcanzó popularidad e importancia a tal punto que establecieron que cada 21 de enero se celebra el Día Europeo de la Meditación. A esta práctica se le asocia con viajes al interior de cada persona para conectar consigo mismo y tomar conciencia sobre su propio cuerpo, su existencia y las circunstancias que lo rodean.

Clasificación de la meditación

La meditación se ha clasificado en modalidades como: Tibetana, Trascendental, Vipassana y todas llevan invitan a la desconexión del exterior, pero cada una tiene sus diferencias. Por ejemplo, la Tibetana es la que practican los budistas y monjes para cultivar su mente y espíritu.

La Meditación Trascendental se basa en la repetición de mantras que tiene como objetivo mejorar la calidad de vida del individuo y la sociedad. Mientras que la Meditación Vipassana es una de las más antiguas que se practicaba en la India desde hace más de 2500 años, como una cura o un proceso de autopurificación del ser.

Beneficios de la meditación

La meditación en general tiene como beneficios una elevación de la consciencia y la creatividad, estimular y reforzar las zonas del cerebro, así como aumentar la conciencia intelectual y finalmente estimular el sistema inmunológico. También reduce el estrés porque proporciona calma, mejora la capacidad de atención y de concentración.

Laura Suárez, yoga coach y redactora en FitnessPiratas.es, argumenta que otro de los beneficios que proporciona la meditación a nivel físico es la pérdida de grasa corporal. “Gracias a esta práctica, es posible perder hasta 2.3 calorías por minuto, por ende, en 45 minutos de entrenamiento se puede eliminar hasta 104 calorías. Asimismo, mejora la flexibilidad a niveles óptimos, logrando una recuperación más rápida en caso de lesión, pues los tejidos afectados son más flexibles y tienen más oxígeno”.

Para practicar la meditación se necesita adoptar una postura cómoda y técnicas de relajación profunda en la que se aplique el control de la respiración al inhalar y exhalar, para tomar consciencia del propio cuerpo. Aunque anteriormente se recurría a lugares apartados para meditar, en la actualidad se puede realizar dentro de los mismos hogares en cualquier lugar que la persona disponga. Solo se necesitan herramientas indispensables como: esterillas deslizantes, cojín de meditación, entre otros.

 

úsameCreative Commons Nokton Magazine