Wolframico, el valor de las autodidactas

Ilustración por Wolframico.

Nerea Villaverde Epinosa (Fuerteventura, 1996) es una ilustradora residente en Vitoria, conocida en redes como Wolframico. En ellas muestra todos sus trabajos y también fotos del proceso creativo siempre acompañada de su gatita Blue. Con más de once mil seguidores en Instagram esta joven se abre paso en el mundo de la ilustración con diseños que van desde reivindicaciones al trabajo de los artistas, animales, estados emocionales o incluso versiones de obras de arte famosas como el beso de Gustav Klimt o la escultura de la Venus de Willendorg.

Desde Nokton Magazine hemos tenido la oportunidad de hablar con ella para que nos cuente con más profundidad sus impresiones sobre el futuro de la ilustración y el diseño en la era digital, cómo fueron sus comienzos, su trabajo y sus próximos proyectos.

Nokton Magazine: ¿A qué edad te comenzaste a interesar por el diseño? ¿Fue algo vocacional o la vida te fue llevando en esa dirección?

Wolframico: Se podría decir que dibujaba con anterioridad por necesidad de expresión y que la vocación nació algo tardía, hace unos seis años, cuando decidí dedicarme a ello y verlo como una futura profesión.

NM:¿Crees que el diseño es algo que se puede aprender de forma autodidacta o es necesario pasar por una escuela o universidad para realmente convertirse en un buen profesional?

Wolframico: Cualquiera puede hacerlo, no creo que sea necesario formarse en un centro pero si eres autodidacta no te queda otra que estudiarlo por tu cuenta. No sólo es practicar, también hay que aprender composición, color, anatomía, diferentes técnicas…

¿Ballena o vacía? Fuente: Wolframico

NM:¿Qué rama del diseño te gusta más? ¿En qué especialidad te sientes más cómoda?

Wolframico: Sin lugar a dudas la pintura. La expresividad, los trazos y la forma que tengo de conectar con ellos la hacen una disciplina mucho más atractiva a nivel personal. Quizá tenga algo que ver con que me encuentro más cómoda con el dibujo, por lo que valoro y admiro más a quienes crean obras de ese tipo.

NM: En tu cuenta de Twitter en ocasiones has mencionado la importancia de dar crédito al artista, no solo citándole si se comparte un diseño suyo. También si se utiliza para tatuárselo etc. ¿Consideras que las personas no valoran el esfuerzo que hay detrás de las carreras artísticas? El tedioso “hazme este encargo gratis”.

Wolframico: ¿Surgiría el mismo debate si me dedicase a fabricar zapatillas de alguna marca conocida y quisieran eliminar la marca de ellas? No creo. Quien crea una obra tiene todo el derecho a firmarla y a ser reconocido por ello, sin quitar su autoría y dándole créditos a la obra.

El consumo masivo de arte en las redes creo que magnifica el efecto “FastArt” sin ser conscientes del esfuerzo que conlleva.

En ese sentido se parece a una marioneta. La gente puede ver el movimiento que se hace con ella, los colores, incluso la historia que cuenta. Pero poca gente se para a pensar en quién la ha escrito, quién ha fabricado el trapo o las horas que hay detrás de quien mueve los hilos. En este caso es igual.

Fuente: Wolframico

NM: Actualmente hay un debate muy candente sobre los cantantes que se autodiseñan las portadas de sus álbumes. ¿Crees que ese tipo de ejemplo es contraproducente para los diseñadores o es perfectamente comprensible la libre elección de los artistas, de cualquier especialidad, en hacerlo por si mismos?

Wolframico: ¿Qué diferencia hay entre hacer tus propias cosas y que alguien profesional lo haga? La calidad del resultado. No me parece contraproducente porque cada uno tiene la libertad de pagar a un diseñador o gestionarlo por su cuenta, pero el resultado no va a ser igual, por mucho que se use la frase de “Eso lo hace cualquiera”.

NM:Cuando comenzaste en este mundo ¿Tuviste algunos artistas de referente?, ¿Buscas inspiración en otras disciplinas como el cine o la música?

Wolframico: Beatriz Prados fue de las primeras artistas que empecé a seguir y una de las cuentas por las que me animé a adentrarme en este mundo así que veo indispensable nombrarla como influencia, aunque me gusta diferenciar referente de influencia.

Intento no tener referentes porque para mí implica idealizar a esa persona y en cierto modo deshumanizarla.

La inspiración surge de los lugares más inesperados, desde un anuncio de una parada de autobús hasta ojeando alguna revista. A veces dibujo con música o películas de fondo y me sorprendo a mí misma dibujando algo relacionado con ello sin buscarlo.

Diseño de la Venus de Willendorf. Fuente: Wolframico

NM: ¿Cómo ves el panorama del diseño actualmente en España?

Wolframico: Lo veo muy rezagado en comparación con el resto de Europa. A día de hoy andamos peleando diariamente por hacer valer el esfuerzo que conlleva e incluso insistir en que es algo por lo que hay que pagar en los casos más extremos, desgraciadamente. Generalmente los presupuestos son ajustados al igual que el tiempo y eso también afecta a la calidad del producto.

NM: ¿Te planteas explorar posibilidades en el extranjero?

Wolframico: He realizado encargos y vendido productos en México, Australia, Alemania… Aunque me sigue dando recelo enviar algo tan lejos por miedo a que no llegue o no controlar tanto los plazos de entrega. A corto plazo no me lo planteo, presencialmente al menos.

NM: ¿Cuáles son tus próximos proyectos?

Wolframico: Ahora mismo estoy ilustrando en Terebi Magazine, una revista cultural para dar voz a todas aquellas mujeres interesadas en el mundo del videojuego y diseñando una portada de libro para un particular. A medio/largo plazo espero poder sacar a la luz un libro de cuentos ilustrados que estamos autogestionando una compañera y yo.

Puedes seguir a Nerea Villaverde, Wolframico, en Instagram, Twitter y Etsy

úsameCreative Commons Nokton Magazine

Comments

comments