Mujeres en el arte urbano (saliendo de la sombra)

Nuriatoll---Zosen---MurosTabacalera-Entrevista-Nokton-Magazine--Portada
Nuriatoll y Zosen trabajando en Muros Tabacalera 2016.

Quinientas libras y una habitación propia. Cuando Virginia Woolf escribió su ensayo sobre la mujer novelista (la mujer en la cultura, en la sociedad, en la calle, en la historia; son todas la misma mujer) en el año 1929, poseer alguna de estas dos cosas o las dos al mismo tiempo era todavía una utopía para su género.

Ruben-Sanchez-Doa-Oa-Final---MurosTabacalera-by-Guillermo-de-la-Madrid---Madrid-Street-Art-Project---Entrevista-Nokton-Magazine

Gola Hundun y Doa Oa frente a Muros Tabacalera.

Sin ellas, resultaba muy complicado para una mujer de la primera mitad del siglo XX dedicarse a la creación artística, salir de la sombra que proyectaban los hombres y, casi lo más importante, alcanzar la fama y la gloria: “El anonimato corre por sus venas. El deseo de ocultarse sigue poseyéndolas. Ni siquiera hoy se preocupan por la salud de su fama tanto como los hombres y, en general, pasarán junto a una lápida o un cartel sin tener el deseo irrefrenable de tallar sus nombres en ellos”, escribía la autora inglesa en un libro maravilloso que es referente del feminismo.

Noventa años después, las mujeres artistas han alcanzado esa notoriedad que Woolf les reclamaba pero, ¿se encuentran al nivel de los hombres?, ¿han conseguido el respeto incondicional del que ellos han gozado siempre? Hace unas semanas se inauguraba en el barrio madrileño de Lavapiés la segunda edición de Muros Tabacalera, una galería de arte urbano y efímero en la que participaron 25 artistas. De estos, siete eran mujeres. Queríamos saber qué opinaban ellas sobre la presencia femenina en el street art y el graffiti – dos territorios principalmente asociados al sexo masculino – y pudimos hablar con cuatro de estas artistas: Chincheta, Doa Oa, Julieta XLF y Nuriatoll. Así respondieron a nuestras preguntas.

Nuriatoll---MurosTabacalera-by-Guillermo-de-la-Madrid---Madrid-Street-Art-Project---Entrevista-Nokton-Magazine

Nuriatoll: “En Barcelona hay muchísimas mujeres pintando en la calle, y eso es un orgullo y una inspiración constante”.

Nokton Magazine: ¿Existen diferencias entre el arte urbano firmado por un hombre y el de una mujer?

Chincheta: Hace quince años me resultaba más fácil detectar el género del autor de una obra que me encontraba por la calle, pero ahora me cuesta más. Eso demuestra que los patrones empiezan a romperse. Y creo que es muy positivo.

Doa Oa: A grandes rasgos, creo que las diferencias que pueda haber se producen más que nada en la temática, y no tanto en la técnica o estilo de los artistas.

Julieta XLF: Creo que es difícil generalizar en un campo tan inmenso y variopinto, depende de la persona, sus circunstancias, motivaciones, estilo…

Nuriatoll: A riesgo de caer en el típico tópico, supongo que detrás de las obras de las mujeres hay un punto más de sensibilidad que acaba reflejándose en la temática, la forma o los colores, por ejemplo.

NM: ¿Ser mujer condiciona lo que haces y cómo lo haces?

Julieta-XLF---MurosTabacalera-by-Guillermo-de-la-Madrid---Madrid-Street-Art-Project---Entrevista-Nokton-Magazine

Julieta XLF: “Nina de Brasil fue uno de mis grandes referentes; también Os gemeos, Escif, Freacklüb, Sixe, Koralie y Supackitch”.

C: Supongo que el hecho de ser mujer ha condicionado lo que hago. Disfruto más pintando ‘seres’ que pintando letras y esos seres, en mi caso, tienden a tener rasgos femeninos.

D: Creo que condiciona más el cómo lo hago y lo que supone para mí hacer cada una de las obras. Más valor a la experiencia, desde el momento de la creación hasta la interacción de obra y espacio-personas después, que al producto final en sí.

J: Sí, no solo respecto a mi obra. Mi vida está completamente condicionada por el hecho de que soy mujer. En mi trabajo se refleja mi condición como tal y también mis inquietudes, ilusiones, sueños y preocupaciones.

N: En mi caso concreto condiciona mucho más el hecho de ser diseñadora gráfica, tremendamente perfeccionista e inquieta, por ejemplo. (…) Supongo que lo que realmente influye es tu personalidad, independientemente del sexo.

NM: Aunque históricamente hombres y mujeres se iniciaron casi al mismo tiempo en el mundo del arte urbano, parece que la literatura sobre este le ha dado mayor protagonismo a los hombres. ¿Por qué?

C: Desde mi punto de vista, este sigue siendo un mundo esencialmente masculino: más el graffiti que el arte urbano y más todo lo ilegal que lo legal. Y eso, claro, se refleja en los libros.

D: Sobre todo en lo público este es un mundo de hombres y en general creo que a las mujeres siempre les importó menos el reconocimiento. La mujer teje que teje, pero en el underground, y lo que realmente le importa es tejer aunque sea a la sombra.

Para Chincheta, las mujeres han pintado menos por los riesgos que esto implicaba: salir sola de madrugada a un descampado a pintar no es siempre fácil y menos para una mujer, nos cuenta.

J: En la historia de la humanidad siempre se ha dado mayor protagonismo a los hombres que a las mujeres (…) Por otro lado, creo que hay mayor número de hombres que mujeres que son artistas urbanos y esto también influye en que tengan más protagonismo.

N: Imagino que se trata de una cuestión histórica y cultural. Es decir, se le dio mayor protagonismo a los hombres en el arte en general, así como se le dio en la mayoría de los ámbitos de la sociedad.

Doa-Oa---MurosTabacalera-by-Guillermo-de-la-Madrid---Madrid-Street-Art-Project---Entrevista-Nokton-Magazine

Doa Oa: “Me inspiran los artistas que muestran que al hacer las obras se han sentido extensiones de los lugares donde las crean”.

NM: ¿Como artista, te interesa la figura femenina, desmitificarla o desetiquetarla?

C: Hay algo fascinante en la mujer que me empuja a pintarla constantemente. Aun así, no me gusta encasillarme y tampoco quiero cerrarme a esta temática.

D: Condicionados por etiquetas, preconceptos y suposiciones, el entendimiento no fluye libre en toda su amplitud de posibilidades. Así que sí, creo que interesa desmitificar y desetiquetar, pero tanto a la figura de la mujer como a la del hombre.

Chincheta---MurosTabacalera-by-Guillermo-de-la-Madrid---Madrid-Street-Art-Project---Entrevista-Nokton-Magazine

Chincheta: “Cuando empecé a pintar me preguntaban reiteradamente con qué escritor había salido que me había enseñado a usar un bote de spray”.

J: Me interesa mucho la figura femenina, es el centro de la mayor parte de mi trabajo como protagonista de una vida propia, rica y llena de aventuras. Es algo que surgió de forma espontánea y que me acompaña en mi trabajo casi siempre.

N: Mi trabajo es puramente estético, y no tengo ese punto reivindicativo… Admiro a la gente que lo hace y entiendo que el arte urbano es una gran oportunidad para hacerlo, aunque realmente ese no es mi caso.

NM: Por último, ¿es el arte urbano un mundo de hombres?

C: Creo que mayoritariamente sí. Es cierto que ahora que hay muchas iniciativas legales el mundo del graffiti y el street art es cada vez menos masculino, pero en las paredes de las calles, en las medianeras de las carreteras y en las pegatinas que inundan las señales de tráfico y los postes, sigue habiendo más hombres que mujeres.

D: Poco a poco la situación se va reajustando y equilibrando.

N: No, definitivamente no. Probablemente los hombres sean mayoría, pero no es exclusivo de hombres. La verdad es que el arte urbano está evolucionando y cada vez son más los ilustradores, diseñadores y artistas que salen a las calle y se atreven con las paredes y el arte urbano. Y esta evolución está haciendo que las mujeres vayan adquiriendo mucha más presencia.

Fotos: Guillermo de la Madrid, de la organización Madrid Street Art Project.

úsameCreative Commons Nokton Magazine

Comments

comments