Para los calcetines perdidos por el camino

El proceso parece sencillo, el primer paso es acumular toda la ropa sucia en un mismo cesto, el segundo transportar ese cesto hasta la habitación en la que se encuentre la lavadora, el tercero meter todas esas prendas en la lavadora, y el cuarto y último ponerla en marcha. Pero suele haber un quinto, ese en el que te das cuenta de que algo se ha quedado en el cesto, se ha caído por el camino o, simplemente, se te había olvidado incluir en la ropa sucia. A partir de ahora, habrá un sexto; volver a abrir la lavadora e incluir lo olvidado.

Ningún calcetín se quedará solo, afirma el vídeo con el que Samsung ha lanzado este nuevo producto Addwash que permite incorporar prendas durante el lavado para hacernos la vida un poco más fácil.

 

 

Contenido patrocinado por Samsung

 

úsameCreative Commons Nokton Magazine

Comments

comments