Otros tiempos, el mismo cabaret

cabaret-flotante-portada-nokton-magazine

Nacido durante la Revolución Francesa, popularizado en la segunda mitad del XIX y adoptado por Berlín en los años 20 del siglo pasado, el cabaret como centro de peregrinación de bohemios y adictos a la noche y como género musical canalla, transgresor y lleno de vida perdió fuerza en la década de los 30 y los 40 para recuperarla luego en los 50 en la capital parisina, donde en 1951 nació uno de sus mayores exponentes, el Crazy Horse.

cabaret flotante cartel nokton magazineAntes, mecas del cabaret como Le Chat Noir o Moulin Rouge habían alimentado los sueños y relajado las mentes de un público que buscaba evadirse de los horrores y la tristeza de la guerra. La orquesta, sus juegos musicales, sus bailarinas desvergonzadas y un ambiente cargado de sensualidad y alcohol lograron levantar los ánimos en Europa (al menos de noche) hasta la llegada de los totalitarismos, enemigos de pasarlo bien y amigos del decoro. El resto de la historia, ya la conocemos.

Hoy, 70 años después, el cabaret se reinventa cada día para adaptarse a otra época, otras necesidades y otros gustos. Tanto ha cambiado del original que, aun conservando su esencia, se ha alejado de los locales lúgubres y de la nocturnidad para salir a la calle en pleno día, donde todos puedan señalarle con el dedo.

Lo hará, sin ir más lejos, el domingo 3 de julio en la Casa de Campo de Madrid gracias a una nueva edición de Cabaret Flotanteuna fiesta al aire libre en la que habrá circo, artes escénicas, música, artes plásticas y baile, y en el que – avisan – el dress code es cabaret.

El Cabaret Flotante tiene dos anfitriones expertos en el género. Son Pía Tedesco y Raúl Márquez; ella, actriz y cantante defensora de la escena ‘carabetera’ y directora del FICE/Festival Iberoamericano de Cabaret España; él, artista autodidacta dedicado a adaptar el violín, su instrumento, a la música moderna. Ambos, productores del evento y su alma desde los inicios.

En su espectáculo, que definen como “una jam session sobre el agua” y en el que la entrada es libre, no faltarán tampoco los ritmos del swing. Para ello cuentan con la banda del Cabaret Flotante, formada por Gerardo Ramos Martín al contrabajo, Nestor Ballesteros al piano y al acordeón, Javier Sánchez a la guitarra, Cuco Pérez también al acordeón, Pedro Esparza a la flauta y al saxo, Joshua Díaz al saxo y al clarinete, Jimmi Castro Gil a la batería y Celia Bañón, quien pone la voz y la dulzura del ukelele.

Por si ellos fueran poco, la edición ha cerrado su cartel con invitados como Ramón Mucci, Les Pompettes, Variedades Azafrán, Sandra Carrasco, Melón Jiménez y Aldo Aguirre Camacho entre los artistas participantes. Todo para que quien se acerque hasta la Casa de Campo el próximo domingo pueda sentir que los problemas dejan de existir y que el cabaret ha vuelto.

Cabaret Flotante se celebrará el domingo 3 de julio en la Casa de Campo, Metro Lago, a partir de las 17:30h. La entrada es gratuita y toda la información está en su evento de Facebook.

úsameCreative Commons Nokton Magazine

Comments

comments